Qué son los macronutrientes

La alimentación es mucho más que saciar el apetito, es también buscar y seleccionar aquellos elementos que vayan a aportarnos los nutrientes que nuestro organismo necesita. Al principio puede parecer muy complejo, pues dependerá de los hábitos que tengamos, pero aprender qué son los macronutrientes es un trabajo a largo plazo que merecerá la pena. Desde nuestro centro de psiconutrición online Huesca, trabajamos con nuestros pacientes para que sean autónomos a la hora de alimentarse.

Las dietas como tradicionalmente las conocemos no son fáciles de mantener a largo plazo, es por ello que una vez terminadas volvemos a caer en lo mismo. Por esta razón, desde nuestra clínica de nutrición Huesca Rompiendo Dietas, trabajamos todo desde un aspecto psiconutricional. Abarcar la alimentación desde todas las perspectivas y enseñar sobre ella a nuestros pacientes es nuestra clave para conservar los resultados a largo plazo.

Aprender qué son los macronutrientes es un paso más dentro del sistema que les permitirá a nuestros pacientes independizarse de nosotras el día de mañana. Aunque al principio parezca complejo, una vez que has hecho la inmersión, todo resultará mucho más sencillo. En este artículo intentaremos explicar qué son los macronutrientes, también conocidos como macros de los alimentos.

Qué son los macronutrientes

Muchas personas nos preguntan cómo calcular macros; para ello, primero hay que saber qué es un macronutriente. Una vez que se comprenda este concepto, calcular macros será mucho más sencillo, sobre todo porque hay apps que lo hacen por ti.

Los macronutrientes son compuestos o sustancias que poseen los alimentos y que, cuando los ingerimos, proporcionan un buen funcionamiento al organismo. Son elementos necesarios para construir y reparar nuestras estructuras, lo cual fortalece el crecimiento y la regulación metabólica.

El grupo de los macronutrientes está compuesto por los siguientes elementos:

  • Grasas.
  •  Proteínas.
  • Hidratos de carbono.

Una vez que aprendas esto, leer las tablas nutricionales de los alimentos te será mucho más sencillo, lo que te permitirá hacer una mejor elección, puesto que sabrás en todo momento qué es lo que estás ingiriendo. Esto es importante no solo para controlar el peso, sino para evitar que la industria te engañe y te venda productos saludables que en realidad no lo son.

Macronutriente: las proteínas

Las proteínas están hechas de cadenas ligadas de aminoácidos, algo muy relevante teniendo en cuenta que el cuerpo humano contiene un total de 20 aminoácidos diferentes. Las proteínas cumplen diferentes funciones en el organismo, pues están compuestas de aminoácidos que el cuerpo no es capaz de producir por sí mismo. Estos aminoácidos se dividen en tres grupos: esenciales, semiesenciales y no esenciales (valina, leucina, glutamina, alanina, entre otros).

Este macronutriente tiene la misión de realizar diferentes funciones en el organismo. Las proteínas actúan como hormonas, enzimas y anticuerpos. Además, son parte de las estructuras que forman el tejido, la piel y la fibra muscular. Son muy importantes, pues se almacenan en su mayoría en los músculos y sirven como fuente de energía.

La cantidad que se debe consumir varía en función de los objetivos que se deseen alcanzar: la ingesta para una persona que quiere mantener su peso será distinta de la de alguien que desea bajar de peso o la de una persona que realiza duros entrenamientos.

Macronutrientes: La grasa

Es oír la palabra grasa y todo el mundo se echa a temblar, pero la grasa “buena” es indispensable para nuestro desarrollo. Los lípidos (grasa) se encuentran tanto en forma sólida (la mantequilla) como líquida (los aceites vegetales).

Los ácidos grasos se dividen en tres grupos: grasas saturadas (carnes, lácteos, etc.); grasas mono y poliinsaturadas (aceite de oliva, frutos secos, etc.), y grasas trans (bollerías, frituras, etc.). Todas ellas son necesarias para el funcionamiento del cuerpo en mayor o menor medida; por ejemplo, de las poliinsaturadas se obtienen el omega-3 y 6.

Las grasas no saturadas son esenciales para regular el metabolismo, ayudan a mantener la elasticidad de las membranas y aportan vitaminas esenciales, siempre que se consuman con la moderación necesaria.

Macronutrientes: los hidratos de carbono

Los carbohidratos son temidos y amados a partes iguales por todos. Este macronutriente es el que más problemas nos da en consulta cuando intentamos mantenerlo en las dietas. Los hidratos de carbono son el mayor proveedor de energía en términos de actividad física y mental. Los azúcares simples son la clave de esta función.

Los carbohidratos pueden dividirse en simples o complejos:

Carbohidratos complejos

Los carbohidratos complejos son las frutas, las verduras, los cereales, los granos, las patatas y productos integrales.

Carbohidratos simples

El azúcar blanco, moreno o del color que sea. Siropes, mieles, pasteles, refrescos, rebozados o empanados (sobre todo si son industriales).

Hay que crear un equilibrio y elegir las opciones correctas. No es lo mismo comerse un donut para merendar que una pieza de fruta con yogur, por ejemplo. Ambos son carbohidratos, pero el aporte de cada uno es diferente. Esto no quiere decir que nunca te comas un donut, simplemente que hay que reducirlo para poder nutrirnos correctamente con la otra opción.

Más
articulos

3 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete a nuestra newsletter

×